Los edificios religiosos de estilo gótico y barroco, con vigas entramadas y llenados con una estructura blanca de barro. Sólo en Pomerania puede descubrir tanta variedad. La rica decoración interior, las pinturas murales y las vidrieras de colores completan la magnitud de estos edificios impresionantes.

Nueva Iglesia Ortodoxa

El interior de la iglesia de San Miguel Arcángel de 1312 (reconstruida en 1764) tiene una decoración en estilo barroco y rococó.

El equipamiento cisterciense es el altar mayor del siglo XVIII con la imagen de la Virgen María del siglo XVII, una estatua de piedra de la Virgen María de los Dolores en el nivel superior del altar, una imagen gótica de la Inmaculada en el altar de la Virgen del Rosario, una pila de agua bendita medieval, un gran crucifijo de madera hecho por el pueblo y tres cuadros de estilo rococó llevados en procesiones. En el sótano de la iglesia está la tumba del último abad de la abadía cisterciense de Pelplin, Maciej Prądzyński (fallecido en 1829), que después del cierre del monasterio se convirtió en el párroco de la Nueva Iglesia Ortodoxa. Tampoco debemos perdernos la visita al cementerio cercano a la iglesia que tiene sus orígenes en el siglo XIV.